Ubisoft nos dió la posibilidad de probar la nueva gran expansión de la última entrega de su franquicia más conocida, Assassin’s Creed Valhalla: Dawn of Ragnarök, en donde encarnaremos a Odín, quien busca la salvación de su hijo secuestrado.


INTRODUCCIÓN

Luego de que Eivor acepta su destino como Odín e ingresa al reino de los enanos, Svartalfheim, irá en busca de su hijo Balder, quien ha sido secuestrado por Surtr, un tirano de Muspel que quiere torturar nuestro protagonista a toda costa.

Luego de presenciar la muerte de Frigg por la esposa de Surtr, Sinmara, Odín, también conocido como Havi en el DLC, es llevado a un desguesadero donde dos enanos lo ayudan a recuperarse. Ahí comienza la misión de búsqueda de su hijo, donde utilizaremos los nuevos poderes de nuestro personaje para poder avanzar en esta nueva travesía.


JUGABILIDAD

Esta nueva expansión nos presenta una jugabilidad novedosa, pero sin alejarse demasiado de la base del juego, donde al igual que en el original deberemos explorar de manera «manual» (investigando la zona), como también podremos experimentar de la nueva mecánica de poderes que nos darán un giro de tuerca tanto en el combate, como en la exploración.

Arrancahugr

La gran novedad de esta expansión, el brazalete «Arrancahugr», con el cual podremos usar poderes que nos permitirán transformarnos y obtener varios beneficios, como pueden ser volar, revivir a los muertos, caminar sobre lava, entre otros. Estos poderes se adquirirán de los enemigos caídos, y dependerá de su raza y su clase cual poder nos otorgará.

Para poder utilizar estos poderes tendremos que recargar la barra de hugr, la cual se podrá recargar luchando, recogiendo unas plantas de hugr o en Santuarios de Yggdrasil, en donde sacrificando una parte de nuestra salud nos recargará por completo las barras de hugr.

Poderes

En esta expansión contaremos con hasta cinco poderes del brazalete, de los cuales solo podremos tener equipados al mismo tiempo dos. Cabe aclarar, que para poder «equipar» un poder si o sí deberemos extraerlo de un enemigo muerto, es decir, que si ya obtuvimos los cinco poderes, si queremos cambiar entre uno u otro, deberemos extraerlo nuevamente. Además, hay que mencionar que los poderes no son ilimitados, es decir, tienen un tiempo límite donde al acabar nos quedaremos sin poderes.

Los poderes del brazalete son:

  • Poder de Muspell: Estos nos permitirá transformarnos en uno de los de Muspell, dándonos la posibilidad de pasar desapercibido entre ellos, tener resistencia absoluta a la lava y el fuego, y hasta realizar un ataque pesado explosivo.
  • Poder del cuervo: Como es de esperarse, este «enemigo» nos dará la habilidad de transformarnos en un cuervo, el cual podrá volar por los aires y hasta asesinar desde el mismo.
  • Poder de Jotunheim: Al igual que el de Muspell, este nos permitirá transformarnos en uno de los de Jotunheim, lo cual también nos permitirá pasar desapercibido, teletransportarnos si disparamos una flecha a algún nudo del mundo y matar sigilosamente haciendo uso de la teletransportación.
  • Poder del invierno: Como su nombre indica, este nos dará la posibilidad de congelar a los enemigos con nuestro ataques normales o de hacer una explosión de escarcha para ralentizar a los enemigos cercanos.
  • Poder de resurgimiento: Este poder provocará que el arma que utilicemos se prenda fuego, dando la posibilidad de incendiar a los enemigos, pero no solo eso, sino que también provocará que los enemigos muertos resuciten como aliados, además de hasta permitirnos luchar sin parar, sin que los ataques enemigos nos interrumpan y protegiéndonos un 20% más.

Combate

En esta nueva expansión podremos experimentar un combate distinto, gracias a los nuevos poderes que nos otorgará el brazalete «Arrancahugr», el cual con sus distintas transformaciones nos permitirá hacer ataques poderosos, como de hielo o fuego, además de la posibilidad de revivir a los enemigos caídos.

Pero no solo nos da más posibilidades en el combate directo, sino que también nos da nuevas posibilidades de matar sigilosamente a los enemigos, pero de eso hablaré a continuación.

Sigilo

Además de tener el sigilo que presenta cualquier Assassin’s Creed, esta expansión nos permitirá llevarlo más allá con los nuevos poderes, dejándonos asesinar de una manera más fantasiosa, pudiendo teletransportarnos, transformarnos en el enemigo y hasta matar desde el aire como un cuervo.

Exploración

Además de las nuevas mecánicas de combate, tendremos la posibilidad de explorar las distintas zonas volando o hasta caminando por la lava si es necesario, gracias a las transformaciones que nos dan los poderes, y le dará una bocanada de aire fresco a los amantes de la exploración.

Mejoras

Si bien el juego presenta las habilidades del juego base, todavía tendremos algunas nuevas para poder seguir mejorándolo en ese sector, pero no se acaba ahí, porque ahora también podremos mejorar los nuevos poderes, dándonos más habilidades para matar enemigos, pasar desapercibido, o simplemente aumentar la duración de los mismos.

Mapa

Como mencioné, en esta expansión estaremos en el reino de los enanos, Svartalfheim, por lo que presenciaremos un mapa totalmente nuevo, que si bien no es tan extenso como el del juego original, realmente me dejó sin palabras lo grande que es, con nuevos tesoros, lugares para saquear, misiones secundarias, desafíos y mucho más para una gran cantidad de horas de juego.


PRESENTACIÓN

Ubisoft presentó una de las expansiones más grandes de la franquicia Assassin’s Creed, dando hasta más de 10 horas de juego, en donde podremos encarnar a Odín y utilizar sus asombrosos poderes para poder rescatar a Balder. Assassin’s Creed Valhalla: Dawn of Ragnarök ya está disponible para las mismas plataformas del juego base.

Los gráficos del juego en comparación del juego base, no tuvieron ninguna mejora, pero si es verdad que los nuevos diseños de los enemigos y del mapa, que es muy grande, son impresionantes, y le dan una apariencia novedosa, como si estuviéramos jugando un juego separado al Assassin’s Creed Valhalla.

Además, también nos encontraremos con una banda sonora completamente renovada, es decir, tendremos un álbum entero de nuevas canciones con estilo nórdico como de vikingo, que podremos disfrutar durante esta nueva travesía

Para poder jugar esta nueva expansión, tendremos que tener nuestro personaje con un poder de 340, por lo que se podría decir que es solamente para jugadores experimentados, además de que no contaremos con ninguna clase de tutorial (excepto sobre los poderes) para poder aprender a jugar. De todas formas, si jugaste el juego base y tu personaje no llega a esa cantidad de poder o simplemente sabes lo básico del juego y vas directo al DLC, esta expansión nos permitirá saltearnos todos los poderes, llevándonos así directo al poder 340 para poder jugar sin problemas.


CONCLUSIÓN

Assassin’s Creed Valhalla: Dawn of Ragnarök se lo podría considerar una de las expansiones más grandes de toda la franquicia, por no decir la más grande, y la verdad que es excelente, la posibilidad de matar enemigos de maneras impensables en un Assassin’s Creed le da al jugador una nueva perspectiva de lo que podría venir en el futuro de la franquicia.

Los gráficos del juego no mejoraron en comparación con el juego base, pero si es verdad que los nuevos diseños de enemigos y del mapa, nos dan una vista totalmente nueva sobre el juego, como también la banda sonora, la cual es totalmente nueva con un estilo nórdico como de vikingo que nos permitirá disfrutar la nueva aventura.

El juego no contiene errores, y cabe mencionar que es necesario que nuestro personaje tengo un poder de 340 para poder jugar, pero no te preocupes, si tienes ganas de jugar igual el título te dará un power-up que nos subirá hasta el nivel necesario y así poder disfrutar de esta asombrosa expansión sin precedentes.

Análisis
Precio / Calidad
Gráficos
Jugabilidad
Sonido / Música
Historia
Amante de los videojuegos y el anime, en mis tiempos libres, sino estoy jugando, desarrollo mi propio juego.
review-assassins-creed-valhalla-dawn-of-ragnarokUbisoft nos dió la posibilidad de probar la nueva gran expansión de la última entrega de su franquicia más conocida, Assassin's Creed Valhalla: Dawn of Ragnarök, donde encarnaremos al dios Odín, quien busca la salvación de su hijo Balder secuestrado por el tirano Surtr, un Muspel que quiere torturar lo más posible a nuestro protagonista.