La desarrolladora Antti Vaihia nos trae esta curiosa fusión de dos géneros muy diferentes, un rogue-lite junto con tower defence. Tunnel of Doom es un título curioso donde encarnaremos a Ángel, la esposa de un minero que quedo atrapado dentro de una cueva junto a sus compañeros, y trataremos de salvarlos.


INTRODUCCIÓN

La historia del juego empieza con el alcalde dirigiendo unas palabras y anunciando que por razones de fuerza mayor, las minas se verían cerradas y que dentro quedarían las personas que fueron a investigar por qué había tantos problemas dentro, una de ellas es nuestro esposo.

Una vez terminado el discurso tomaremos un pico e intentaremos ingresar a la mina, pero el alcalde nos detendrá y no para evitar nuestro ingreso, eso lo entiende, pero si para darnos un amuleto el cual nos otorgará una bonificación, ya seleccionado el amuleto ingresaremos a la mina.

Dentro de la mina, nos encontraremos con uno de los mineros muy malherido que nos dirá que huyamos lo antes posible, que los horrores que hay en la mina son imposibles de vencer. Al preguntarle por nuestro marido, lo único que alcanza a contarnos es que la última vez que lo vio, estaba vivo y que estaba ayudando a expandir la mina cuando unos seres raros los atacaron. Acto seguido muere, y al ir a la siguiente habitación empieza nuestra aventura en búsqueda de nuestro esposo.


JUGABILIDAD

Este juego fusiona los géneros tower defence y rogue-lite, lo que quiere decir que cada vez que ingresemos a la mazmorra será diferente, además, tendremos una etapa de preparación, una de defensa y por último una de recolección.

Cada habitación tendrá una oleada de enemigos designada, que se puede ver en la parte superior izquierda de la pantalla. Para iniciar la batalla y así continuar tendremos que presionar la R, pero no sin antes preparar el mapa para defendernos de nuestros enemigos.

En la esquina superior derecha tendremos las estadísticas de nuestro personaje, ya sea la vida, cantidad de llaves, oro y bendiciones las cuales nos darán aumentos pasivos a nuestras estadísticas, como disparar más rápido o hacer más daño con el pico, sumado a los atajos para el mapa y la mochila siendo esta última más que nada solo un inventario que nos dirá el arma o material que tengamos seleccionado y su información.

El lugar se prepara poniendo trampas, torretas, bombas, etc. que lo que van a hacer es ayudarnos a mantener las oleadas a raya. Para armar estas trampas se utilizan materiales que se consiguen justamente limpiando mapas anteriores y rompiendo con nuestro pico mesas, rocas, carteles, etc.

Algunas de las trampas que podremos utilizar son:

  • Torretas: Una vez posicionadas atacarán al enemigo más cercano disparando flechas. Hay que tener cuidado de no estar en medio porque también nos pueden hacer daño a nosotros.
  • Vidrios: Todo enemigo que pase por estas afiladas astillas de vidrio irá perdiendo vida. Lo ideal siempre es ponerla en las entradas de los enemigos.
  • Barricadas: Estas estructuras de madera sirven más para contener al enemigo que para hacerles algún daño. Son útiles para proteger a algún minero que encontremos con vida.
  • Señuelo: Es como dice el nombre, un señuelo vestido como nosotros al que los enemigos irán a atacarle apenas lo vean, dándonos tiempo a nosotros y nuestras torretas.
  • Fogata: Una estructura que nos dará luz en el lugar, si la combinamos con la torreta las flechas prendidas fuego le pueden hacer más daño a los enemigos. Además, los enemigos le temen a la luz así que evitaran acercarse a ella.

Una vez este todo armado, ahora si pulsamos la R y, a diferencia de otros tower defence, vamos a tener que pelear nosotros mismos contra los enemigos también. En medio de la partida no llevaremos solamente picos, piedras, vidrios y madera, otras cosas que podremos encontrarnos son armas de fuego, reliquias antiguas y hasta pedestales para intercambiar o arreglar nuestras cosas. Otra opción es comprarle al mercader, tanto armas como los planos de las trampas para así mejorar nuestras defensas y poder avanzar en la complicada mina.

Las armas que se pueden encontrar en el juego son:

  • Pistola: Una pistola a balas simple de 8 tiros, muy efectiva con enemigos normales, pero no tanto con los que lleven alguna clase de armadura o sean de piedra.
  • Escopeta: Una versión mejor de la pistola, hace más daño tanto a enemigos con armadura como sin ella.
  • Pico: El pico es el más confiable, durante la partida podremos ir mejorándolo en la mesa de herramientas, es efectivo en las peleas cuerpo a cuerpo pero no tanto con enemigos voladores o con armadura.
  • Bombas: Hay muchas clases de ellas, desde bombas de luz solar que matarán instantáneamente a enemigos débiles como bombas de explosión normal. Uses la que uses siempre con cuidado, ya que la explosión también afecta al jugador.

Los enemigos son los Kregians, vivían en las profundidades y eran una raza pacífica, pero sumado a que cambiaron de rey, junto con que no les gusto la minería que estaban llevando a cabo los humanos, decidieron subir a la superficie y atacarnos sin piedad.

Hay muchos tipos de enemigos dentro del juego, no solo los Kregians y sus variantes, también hay enemigos naturales y trampas por todos lados, desde arañas y murciélagos hasta Rippers y Goblins, todos con la misma misión, tratar de eliminar a todo humano que vean en su camino. Por suerte, el juego cuenta con un bestiario, el cual iremos llenando a medida que descubramos los diferentes enemigos que acechan las sombras.

Los mapas son muy extensos y tienen diferentes caminos alternos que podremos ir tomando, siempre y cuando lo veamos bastante seguido. También nos marcarán los recursos que haya en cada lugar y las salidas de la mina.

Si por algún motivo no llegamos a sobrevivir, el juego nos da la opción de revivir en el sitio, pero esto solamente pasa en el modo historia normal, en los modos más difíciles no hay otras oportunidades. De igual manera es una mecánica algo rara dentro de estos juegos.


PRESENTACIÓN

En lo que es gráficos, tiene un diseño pixel-art con un estilo más suavizado, no dejando tanto esos picos alrededor de las cosas o personajes, una paleta de colores bastante extensa y la iluminación que varía según las fuentes de luz le dan más dinamismo al ambiente.

Al tener un estilo gráfico simple y los detalles suavizados, hace que el juego no utilice muchos recursos de nuestra computadora, haciendo que corra en cualquier equipo actual. Cada uno de los enemigos tiene su propio estilo para saber diferenciarlos bien a simple vista y así tomar acciones rápidamente, además, el estilo y la paleta de colores que usa logra dejar un impacto en la memoria del jugador.

La musicalización del juego es bastante pobre, llegue a reconocer tres canciones diferentes en un constante y muy corto loop, que se iban repitiendo una tras otra. Los sonidos del juego estaban perfectos, se escucha cada paso de cada enemigo, entre medio de cada mazmorra se escucha el gruñir de los enemigos o el chillar de las ratas que a veces son tan inesperados que llegan a asustar.


CONCLUSIÓN

Tunnel of Doom es un juego entretenido, para pasar el rato, con buenos sonidos y una jugabilidad sencilla que logra fusionar bien los géneros antes mencionados.

Pero así como es entretenido y funciona bien esa agrupación de géneros, también es muy simple en historia. Uno termina la historia apenas logra terminar la primera run, algo que en los rogue-lite no es común, te deja queriendo re-jugar pero sin un motivo por el cual hacerlo, más que por ahí probar los modos más difíciles, haciéndolo monótono y repetitivo.

Es un juego corto y si bien los sonidos y la jugabilidad están bien logrados, la música y la historia dejan mucho que desear. El juego a la larga es repetitivo y puede llegar a aburrir con facilidad a los fanáticos de ambos géneros.